Aunque fue hace dos años que Ben Affleck y su esposa Jennifer Garner se divorciaron, la separación física se concretó hace pocos días, momento en que el actor dejó su hogar para mudarse a su nueva casa. Decisión que habrían aplazado por el bienestar de sus tres hijos.

Tras este paso, Affleck fue fotografiado completamente irreconocible. Luego de asistir a una misa junto a su familia el actor apareció con un evidente sobrepeso, desaliñado e incluso un cabello más canoso de lo que acostumbramos a verlo.

El aspecto del actor, al que en las pantallas hemos visto interpretar a superhéroes o papeles de sex symbol, llamó inmediatamente la atención de los fotógrafos por lucir una tenida muy lejana a su estilo. Unos pantalones anchos, zapatillas deportivas, camisa amplia fueron parte de lo que dejó ver el actor de 44 años.

El posible cambio físico podría tratarse por dos razones: el primero de ellos sería la separación que vive y el problema con el alcohol al que medios internacionales lo han asociado, mientras que otros postulan al nuevo rol que prepara. Al parecer Ben Affleck realiza una nueva versión de "Testigo de cargo", en donde interpretara a un un abogado enfermo.

Revisa las polémicas fotografías en la galería.