En la búsqueda de Max Cabezón y Tomás Oliveras por los mejores foodtrucks del país, conocieron a "La Chanchita" y "Kudell", dos cocinas sobre ruedas que sorprendieron con sus historias y secretos culinarios. 

Los cocineros rodantes fueron puestos a prueba en un desafío de comida típica chilena que disputaba el sello rápidso y sabrosos. Posteriormente fueron evaluados por los trabajadores del parque de diversiones más grande del país, Fantasilandia. 

¡Sin duda la adrenalina fue protagonista de este capítulo!