Isabella había concluído que Mauro pudo estar con José Luis, pero al preguntarle en el gimnasio tuvo otra reacción.