Rosalía se quedó sola con Luca en su casa. Franco fue tras Sofía y no quería interrumpirlos. ¡Era el momento perfecto!