El misterioso ladrón de la "Chanchita" solo quería estar más cerca de Doris. Las mujeres de la pensión eran enfrentadas por la mamá de Angelina que estaba segura de haber encontrado a la supuesta amante de Juan Luis. Todas estaban seguras de que la prenda roja que halló era un regalo que le habían hecho a la misma Angelina. Pero todo se interrumpió con la llegada del pretendiente de Doris.