Isla Paraíso continúa cautivando a sus telespectadores y es así como en el episodio de este viernes,  Rosalía (Magdalena Müller) se enteró que Hernán (César Caillet) es su padre. La enfermera, incluso, le dijo esta verdad al veterinario, pero él no reaccionó nada de bien.

¿POR QUÉ ES TAN ESPECIAL PARA MAGDALENA MÜLLER GRABAR EN CHILOÉ?

“Yo creo que es lo que le pasa a todas las personas que están buscando algo con mucha pasión desde hace muchos años, que finalmente están tan enfocadas en el hecho de buscar que cuando encuentran no saben qué hacer con eso. Y, de alguna forma, siento que eso es lo que le pasa a Rosalía; ella cuando sabe quién es, no sabe qué hacer con ese hecho, no sabe cómo reaccionar, no sabe si ponerse contenta o triste”, señala Magdalena Müller.

A lo anterior, la actriz agrega que “obviamente son demasiadas emociones juntas y al ver que no hay una buena reacción, todo es más difícil”.

En ese sentido, la integrante del elenco de Isla Paraíso manifiesta que “por primera vez se ve a una Rosalía distinta… una Rosalía más frágil, más débil, más vulnerable. Creo que es la otra cara de este personaje. Desde un principio se ve muy segura de sí misma y parada ante la vida, y acá está su herida y obviamente que frente a esa herida, ella reacciona distinto y se ve otra arista del personaje. Eso es lo más lindo de esta historia de ella”.

La ex protagonista de Amango pone énfasis en que “este es su punto de vulnerabilidad, su punto débil, y es natural. De alguna manera debe ser muy difícil no tener alguna figura paterna porque finalmente hay una pata coja en la vida y creo que, obviamente, hay un retroceso para ella”.

¿Cómo así? Magdalena Müller responde lo siguiente: “su actitud frente a esta situación es como de una niñita, porque es la niñita la que siempre ha querido encontrar a su papá, es la niñita chica la que siempre tuvo la ilusión… y a pesar de que ella es muy adulta y se enfrenta ante la vida muy bien, frente a este tema no es así. Simplemente no sabe cómo enfrentarlo”.