Dar un susto o aguantar la respiración: ¿Cómo parar el hipo? Nicoleta Ionescu

Dar un susto o aguantar la respiración: ¿Cómo parar el hipo?

  • Por Meganoticias

Seguir

Guardar

Guardada

Tragar aire, consumir alcohol o bebidas con gas son algunos de los factores para que se produzcan contracciones involuntarias del diafragma, conocidas comúnmente como hipo. Aunque en la mayoría de los casos se produce en niños, los adultos no escapan de esta desagradable sensación que puede durar unos cuantos minutos.

Para ser un poco más específicos, y de acuerdo a la Mayo Clinic, el diafragma es el músculo que separa el pecho del abdomen y que tiene un papel importante en la respiración. Cuando se produce dicha contracción, inmediatamente ocurre un cierre en las cuerdas vocales, emitiéndose el acostumbrado sonido "hip".

Como mencionamos con anterioridad, un ataque de hipo puede durar tan sólo unos minutos. "En raras ocasiones, el hipo puede persistir durante meses y en caso de suceder causa adelgazamiento y agotamiento", consignó el sitio de medicina.

Pero, además de los factores que mencionamos, ¿cuáles otros ocasionan este molesto inconveniente?

A continuación te presentamos otras de las causas que provocan el hipo:

  • Situaciones emocionales, como excitación, ansiedad o nerviosismo
  • Cambios de temperatura
  • Cuando se come mucho o demasiado rápido
  • Ingerir comidas o líquidos picantes o con mucho condimento
  • Una irritación en el estómago o en la garganta
  • Sufrir una patología que irrite los nervios que controlan el diafragma
  • Un procedimiento médico, sobre todo si está relacionado con la anestesia
  • La cirugía abdominal.

¿Qué debemos hacer para parar el hipo?

Es casi un hecho predecible que apenas nos da un ataque de hipo las personas que se encuentra con nosotros en ese momento, nos den un montón de recomendaciones (muchas de ellas muy curiosas) para frenarlo.

Entre la lista de recomendaciones caseras y que menciona el sitio español Muy Saludable se encuentran:

  • Que alguien te dé un susto sin que te lo esperes
  • Aguantar la respiración y contar hasta 10
  • Respirar dentro de una bolsa de papel
  • Beber por el lado “equivocado” de un vaso de agua
  • Ponerse azúcar debajo de la lengua o tomar una cucharadita de unos 4 gramos de azúcar.
  • Tomar un vaso de agua fría.
Compartir

Temas de esta nota