Imagen referencial / Flickr

Polémica por perrita sana que fue sacrificada para sepultarla junto a su dueña

  • Por Julio Donoso

Guardar

Guardada

Una gran polémica causó en Virginia, Estados Unidos, el sacrificio de una perrita de raza Shi Tzu de nombre Emma.

La razón para la controversia es que se le puso fin a la vida del animal estando completamente sano, y solo porque su dueña, como una de sus últimas voluntades, determinó que su mascota la acompañara en el momento de su muerte.

MIRA TAMBIÉN: Diez alimentos que nunca debes dejar que coma tu perro

Ese día ocurrió durante marzo de este año, por lo que los familiares de la fallecida mujer llevaron a Emma hasta una veterinaria donde fue sacrificada, para luego incinerarla y depositar sus cenizas junto a las de su propietaria.

Antes de su muerte, la perrita pasó alrededor de dos semanas en un refugio para animales, donde los voluntarios intentaron persuadir a la familia de la dueña para que no se ejecutara su deseo de “descansar” junto a su mascota.

“Sugerimos en varias ocasiones que podrían entregar en adopción al perro, porque fácilmente le podríamos encontrar un nuevo hogar”, señaló Carrie Jones, encargada del refugio, según informó el medio estadounidense NBC12.

Sin embargo, nada sirvió y Emma finalmente fue sacrificada pese a que estaba totalmente sana, pues las leyes del estado de Virginia consideran a las mascotas como una propiedad de sus dueños. 

Compartir