Todos contra Abbott: Cinco polémicas que han marcado la gestión del Fiscal Nacional

Todos contra Abbott: Cinco polémicas que han marcado la gestión del Fiscal Nacional

  • Por Oliver Rodríguez

Seguir

Guardar

Guardada

¿Qué pasó?

Faltaban solo meses para que su gestión como fiscal regional de Los Lagos llegara a su fin, pero Marcos Emilfork decidió tomar un camino ampliamente asimilable a un mensaje, a un gesto. Este martes, a través de una carta, el persecutor a cargo del Caso Sename comunicó su renuncia al Ministerio Público. En la misiva hace alusión a las "diferencias" que mantiene con su superior directo, el Fiscal Nacional, Jorge Abbott.

Emilfork menciona, además,"situaciones" entre él y Abbott, durante el desarrollo de la investigación que lidera en torno al Servicio Nacional de Menores (Sename), por ejemplo a partir del caso Ascar, en donde fue denunciado por la exministra de Justicia Javiera Blanco por supuesta violación de secreto, acusaciones por las que fue sobreseído justo la semana pasada, como una antesala de su salida.

La salida de Emilfork, y la forma en que se produce, constituye un nuevo episodio de cuestionamientos a la primera autoridad del Ministerio Público, quien ha sido apuntado tanto por subalternos salientes como en ejercicio, además de autoridades políticas y la propia Asociación de Fiscales.

Renuncia de Gajardo y Norambuena

El 19 de enero de 2018, los fiscales de Alta Complejidad Oriente Carlos Gajardo y Pablo Norambuena, encargados de las indagatorias de los casos Penta, SQM y Corpesca, presentaron conjuntamente su renuncia luego de que el Ministerio Público accediera a la suspensión condicional del procedimiento en contra del exsenador Iván Moreira, otorgándole una salida alternativa la sanción penal que ellos pretendían.

En dicha ocasión, en una carta dirigida a Abbott, los abogados sostenían que "la Fiscalía ha tomado un camino que marca un divorcio con nuestras más profundas convicciones profesionales y éticas. Ante dicho divorcio no tenemos otra opción que reconocer esta derrota interna y presentar, con dolor, nuestra renuncia a la institución".

Relación con Emiliano Arias

Con el fiscal regional de O'Higgins, Emiliano Arias, Abbott ha tenido una accidentada relación, marcada por diversos episodios en los que el Fiscal Nacional ha iniciado procesos disciplinarios en contra de su subalterno, mientras este lo ha cuestionado públicamente, llegando a decir que, con Abbott, el Ministerio Público "no es la misma institución que creó y formó Piedrabuena y que consolidó Chahuán".

El último de estos desencuentros terminó con la suspensión de Arias de sus funciones, hasta que concluya la investigación en su contra por presunto tráfico de influencias del persecutor.

Reuniones con Larraín

A mediados del año 2018, Abbott fue nuevamente cuestionado luego de que se conociera la existencia de las múltiples reuniones que sostuvo con el entonces senador y hoy ministro de Justicia, Hernán Larraín, antes y después de ser nombrado como Fiscal nacional por la expresidenta Michelle Bachelet.

Una de esas reuniones constituyó el argumento principal de la solicitud de remoción del mandamás del Ministerio Público presentada por diputados del Frente Amplio ante la Corte Suprema. En concreto, los parlamentarios rechazaban la reunión entre Abbott y Larraín del 18 de diciembre de 2017 -un día después de las Elecciones Presidenciales- en donde se abordó la situación del exsenador Moreira en el Caso Penta.

Finalmente, el requerimiento de destitución liderado por el bloque de izquierda fue desestimado de forma unánime por el Máximo Tribunal.

Convenio con la Iglesia Católica

Se trata de una de las últimas polémicas en las que se ha visto envuelto Abbott y la Fiscalía. El 30 de abril pasado, el Ministerio Público y la Conferencia Episcopal firmaron un acuerdo de colaboración mutuo, en el marco de las investigaciones por los abusos sexuales al interior de la Iglesia Católica, generando el inmediato rechazo por parte de las agrupaciones de víctimas de estos delitos, de parlamentarios de diferentes sectores políticos y de la Asociación de Fiscales. 

A siete días de haber firmado el documento junto al secretario general de la CECh, obispo Fernando Ramos, Abbott comunicó que se dejaría sin efecto el polémico convenio, asumiendo que fue un error el suscribirlo sin antes reunirse con las víctimas de abusos. 

"Escuché a las víctimas y me pude dar cuenta de que todo esto tenía un efecto simbólico que no previmos, no fuimos capaces de percibir esto antes de firmar el convenio", señaló al respecto el Fiscal Nacional.

Compartir

Temas de esta nota