Uno de los gestos del presidente Sebastián Piñera, antes de anunciar un paquete de medidas sociales, fue pedir perdón. Esto por la actitud de la clase política ante las diferentes demandas de la sociedad en ámbitos como transporte, pensiones y salud.

El psiquiatra Alberto Larraín analiza en una edición especial de Mucho Gusto la consistencia de un gesto como este, las primeras percepciones de la ciudadanía y qué condiciones legitiman la acción. También Jairo Valdés, desde el trabajo social en terreno, habla sobre las reacciones de la gente, como también la estudiante Bessy Gallardo.