Sin duda Mané es una mujer bastante histriónica pero esta semana tuvo una montaña rusa de emociones ya que no solo sigue afectada por su separación de Javier, sino que también recibió la noticia de que está embarazada y solo desea tener un niñito. Por otra parte ha estado bastante acompañada de su amiga Florencia (también pareja de Javier), que también está embarazada. 

[[Encuesta] ¿Con quién debe quedarse Kike?: Miss Cata o Antonia]

La abogada se ha esforzado en poder recuperar a Javier, incluso haciendo un ritual donde la bruja le aseguró que estaría desintoxicada y limpia dejando atrás todas las malas vibras que supuestamente han estado persiguiéndola.