Cuando Elena le contó lo que había pasado con Óscar y Carolina quedó en shock... si él estaba así de sorprendido no se quería ni imaginar la reacción de Óscar. Fue en ese momento donde tomó sus cosas y partió a ver a su amigo.

La casa de Óscar León sorprende, está literalmente dada vuelta. El patrón del paraíso convirtió su casa en un infierno y fue en ese contexto donde Hernán le sacó las botellas a su amigo e intentó controlar su furia, contener su pena... En realidad, nadie sabe de lo que es capaz ahora en adelante.