Para evitar que Peralta lo viera y avisara a Carlos, a la Hermana Celeste se le ocurrió una genial idea para esconder a Andresito.

Es así como el niño salió oculto dentro de una maleta desde el convento.

¡Revisa el momento a continuación!