Kike quiere saber si Diego está enamorado de Antonia. Luego de visitarlo, llegará desconsolado ante su hija Martina, ya que se siente disminuido por el interés de la joven en conocer a su papá biológico y porque Anto está cada vez más lejos de él.