Tras invitarla a tener una conversación para revelarle "la verdad" respecto a su madre, Martina acudió al lugar donde vive Eliana tras salir de la cárcel. Allí, poco a poco comenzó a hacer efecto la manipulación de la hermana de Leonardo, quien acusó a Rocío de "ser un monstruo" que no ha pagado por sus crímenes. 

Además, Julieta y Gaspar dejaron atrás su cariño de hermanos para enfrentarse por la expulsión de Diego de su casa y el bufete. Pese a que Samanta es la gran víctima en esta situación, Julieta tomó partido por su padre, mientras que su mellizo defiende su actuar ya que todo sería por defender a su madre. 

Revisa este momento en el video.