Luis Miguel visitó el casino del hotel Wynn en Las Vegas para disfrutar de una noche de juegos, sin embargo, al ser distinguido por su fanaticada, tuvo una intensa recepción y desató la euforia de los presentes. 

[Actor revela desagradable anécdota de cuando besaba a Thalía]

El cantante mexicano conocido como "El sol de México" terminó de dar un concierto en la cuidad turística  y pasó por una sala de juegos del casino junto a sus coristas, todo suponía una noche de diversión. Sin embargo, el panorama cambió cunado los presentes reconocieron al artista y comenzaron a pedirles fotografías, autógrafos y saludos. ¡La locura se desató! 

[Conoce los looks del protagonista de Need for Speed que lo hacen irresistible]

Varios fueron los intentos del intérprete y del personal de seguridad para evitar la aglomeración, pero las  féminas que coreaban la letra de sus canciones,  no controlaron su admiración y llegaron hasta la mesa de poker en la que se encontraba Luis Miguel. 

Acostumbrado a la ovación del publico, el autor de "La chica del bikini azul"  no estaba de mal humor, es más, siempre esbozó una sonrisa.